Connect with us

Tecnología

El primer PC de tu hijo

Publicado

el

En plena época de comuniones seguro que tú también te estás preguntando qué regalarle a tu hijo para celebrarlo. Si has pensado en un ordenador, encontraras un amplio abanico de modelos que el mercado pone a nuestro alcance. Sin embargo, puede dificultar el proceso de elección porque, ¿cuál es la mejor opción para mi pequeño? ¿Escojo un sobremesa o un portátil? ¿En qué características debería fijarme? Hoy respondemos a estas y otras preguntas clave a la hora de comprarles su primer PC. La primera cuestión que tienes que plantearte es para qué lo va a utilizar. Es decir, las características que requiera un niño que vaya a emplearlo únicamente en casa serán muy distintas de otro que pretenda llevarlo al colegio para usarlo como herramienta de trabajo. Respecto a este último uso, puede utilizarlo, por ejemplo, para acceder a la Intranet del colegio y descargarse los apuntes, para hacer trabajos en Word, elaborar divertidas presentaciones con Power Point, etcétera. Sus propios gustos también condicionarán la elección, pues los más creativos le sacarán más partido a un dispositivo compatible con lápices ópticos y otras opciones táctiles que el resto, mientras que los amantes de YouTube Kids preferirán los paneles de mayor tamaño y resolución (que, en definitiva, les ofrecen mejor calidad para ver cada detalle). Precisamente si hablamos de la parte de contenido audiovisual, nuestro hijo necesitará un ordenador más potente y con mayor capacidad de almacenaje, y aquí nos fijaremos en el número de gigas (o teras) de la RAM y la ROM, pues es justo este contenido el que ocupa más espacio. Para que pueda subir las reproducciones que modifica sin mayor problema, deberá contar con un procesador lo suficientemente veloz y de última generación. En caso contrario, se verá obligado a soportar largas esperas que condicionarán una de sus aficiones preferidas. Por otra parte, seguro que te estás preguntando qué será mejor, si un ordenador con monitor y CPU al más puro estilo convencional, o un portátil. Aquí tienes que saber que un PC de sobremesa los limitará un poco más frente a otro tipo de dispositivos. No sólo a la hora de llevarlo a otros lugares fuera de casa, sino también dentro del propio domicilio. Con un portátil, sin embargo, siempre contará con la posibilidad de llevarlo consigo independientemente de a dónde se desplace. Algo muy cómodo y un gran punto a su favor, sobre todo si lo va a utilizar en casa para hacer los deberes y también lo necesita en el colegio para enseñar un trabajo de tipo audiovisual, mostrar una presentación, etcétera. Además, actualmente los hay muy potentes y no tienen nada que envidiarle a PCs de mayor tamaño. Los convertibles son una alternativa muy interesante. Se trata de ordenadores de aspecto similar al de un portátil pero que pueden “desmontarse”, doblarse, o similares, para utilizarse como una tableta y otros muchos modos. Hablamos de una opción estupenda para aquellos que prefieren un gadget más versátil, pues con ellos les resultará más sencillo disfrutar de sus juegos preferidos frente al televisor, y visualizar los vídeos de YouTube Kids colocándolo sobre la mesa en las variadas posiciones que suelen ofrecer. Es decir, podrán hacer los deberes en el modo normal, y girar la pantalla y colocar el híbrido de pie para ver una película cuando acaben. Respecto al peso, es más que probable que no quieras que tu hijo lleve suficientes libros en la mochila como para añadirle los kilos de un ordenador excesivamente pesado. En todo caso, esta elección dependerá en gran medida de si tu hijo va a llevarlo al colegio con mucha frecuencia. Además, los kilos estarán condicionados por las dimensiones totales del dispositivo y por el material. No obstante, tampoco pierdas de vista si va a utilizarlo con herramientas de dibujo, edición fotográfica o visualización de contenidos como Paint, Gimp, VLC o Illustrator. En estos últimos casos será aconsejable elegir uno que cuente con una pantalla a partir de 13 pulgadas, mientras que si lo que buscáis es algo más ligero y transportable, escoged uno más pequeño. Respecto a la batería, volvemos de nuevo al uso: si va a emplearlo en lugares en los que no tenga acceso directo a un enchufe, será mejor uno que cuente con una de larga duración. Para la biblioteca nos encontramos ante el mismo caso, e incluso si es un “culo inquieto en casa” y prefiere llevarlo de aquí hacia allá, mejor uno con mucha autonomía. Que el ordenador venga con programas preinstalados, que tu hijo utilice habitualmente, será otra gran ventaja. Fíjate sobre todo en que cuente con Microsoft Office de serie, una suite ofimática imprescindible para los más pequeños pues, desde el momento de la compra, les estarás ofreciendo un procesador de texto, herramientas de presentación como Power Point y otras como Excel, OneNote, y OneDrive, que les serán de gran ayuda para organizarse, llevar a cabo sus documentos escolares, guardar sus proyectos en la nube y tomar notas, entre muchas utilidades. No te olvides tampoco de instalarle un antivirus y de informarle de los parámetros básicos de seguridad con los que debe actuar online (y las consecuencias de no hacerlo). No se trata de alarmarle, sino de educarle y hacerle consciente de que sus actos pueden afectar a otros y a ellos mismos de un modo que, a priori, quizás no imaginan. Infórmale también de los comportamientos como el ciberbullying, el sexting, los trolleos y el grooming frente a los que se puede topar y enséñale a evitarlos. La comunicación es clave en este punto. Para acabar, la capacidad de almacenamiento del dispositivo deberá adaptarse también a sus necesidades. Es decir, si pretende utilizarlo con la suite ofimática citada y guardar documentos, no requerirá de demasiado espacio, mientras que si desea utilizarlo con herramientas de diseño, para guardar vídeos y fotografía, cuantos más gigas, mejor. Por supuesto, tampoco deberías perder de vista las prestaciones fotográficas, el tipo y cantidad de puertos (usb, HDMI y más), si cuenta con grabadora o no, Bluetooth, el sistema de sonido, y otras cuestiones.

Sigue leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El tamaño máximo de subida de archivos: 256 MB. Puedes subir: imagen, audio, vídeo, documento, hoja de cálculo, interactivo, texto, archivo, código, otra. Los enlaces a YouTube, Facebook, Twitter y otros servicios insertados en el texto del comentario se incrustarán automáticamente. Suelta el archivo aquí